Papá

Esa fue la primera palabra que dijo Gabriel. Días después dijo Mamá… Y no me sorprendió que dijera Papá. Porque su papá es de 10.

Cuando conocí a Sergio sabía que iba a ser un compañero estupendo: siempre atento, detallista, educado, delicado, respetuoso, divertido, buen conversador y lo más importante, que me quería tal y como era.

Con los años, también pensé que iba a ser un padre espectacular. Y así ha sido. Gabriel lo adora. Cuando llega a casa sale corriendo y lo abraza. Se tiran en el suelo como dos niños y juegan. Sergio le da volteretas y le hace cosquillas y Gabriel se parte de risa. Acabamos todos riéndonos, porque ¿hay algo más contagioso que la risa de un niño?

pap

pap2

Desde los últimos meses de mi embarazo, Sergio baña a Gabriel, le ha enseñado muchas cosas: dónde están las orejas de Gabriel, dónde están los pies, y la nariz??? Ya no usa silla en la bañera, se tumba boca abajo y hace como si nadara, colabora para que su papá pueda enjabonarlo bien, guarda los juguetes cuando le toca salir de la bañera, en fin, que se lo pasan pipa los dos.

Su papá lo acuesta… Dale un mua a mamá, viene, me da un mua y va directo con su padre para que lo lleve a su habitación. Su papá lo lleva a natación y se baña con él.

la foto 3

la foto 1

Y Leo… Leo se ríe con él, y seguro que pronto empezarán a compartir momentos juntos.

la foto 4

la foto 2

Este post es un homenaje a mi marido, mi persona favorita, y papá de mis dos preciosuras.

¡Feliz día del padre amor!

El Papá de Gabriel

Esta semana se celebra el día del padre. Gabriel tiene el mejor papá del mundo, bueno para mi es el mejor, y para el peque también.

Entre ellos hay algo especial. Recuerdo un día… Gabriel tendría casi 4 meses. Estaba tumbadito junto a mi en el sofá. Su papá se acercó y empezó a cantarle. De repente Gabriel balbuceaba y daba grititos como si lo acompañara. Cogí corriendo el móvil y lo grabé. Ese momento se ha convertido en uno de los más bonitos entre ellos, uno de tantos.

la foto

El papá de Gabriel se tumba en el suelo, y juega con él. Se sienta en el sofá y le lee un cuento. Se levanta de madrugada para ponerle el chupete. Lo saca del cochecito para que vea las luces por navidad, las fallas en marzo, lo baña, le hace cosquillas, lo besa… El papá de Gabriel mira al peque embobado, y el peque le mira y le sonríe.

Ahora le dice: ¿Qué hace Tarzán? Y hace el grito… Y Gabriel lo repite. Gabriel dice con fuerza Papá, lo llama a todas horas. Sonríe cuando le estamos esperando y ve llegar el coche. El papá de Gabriel se sabe el CD de Imaginarium de canciones para niños de pe a pa. Las canta en el coche, y Gabriel en su silla se mueve y marca el ritmo. En todos los semáforos el papá de Gabriel se gira, lo mira, le sonríe y le dice algo.

El papá de Gabriel es informático… Y no se si de casta le viene al galgo, pero antes de cumplir 8 meses, Gabriel ya sabía desbloquear el Ipad. Con su dedito arrastraba la flecha y pulsaba en el botoncito de la aplicación que le gustaba.

El papá de Gabriel es un gran padre, el mejor papá que Gabriel podría tener.

Así es que al papá de Gabriel y a todos los grandes padres, les deseo un día feliz, disfrutando de sus pequeños.

Una idea para regalar a papá

¿Qué tal estáis? Hoy en el blog os cuento una idea para hacerle una sorpresa a papá por el día del padre, que ya se va acercando y así si os gusta, tenéis un poquito de tiempo para prepararla. Es una idea sencilla, pero que me parece muy chula y seguro que conseguimos sacarle una gran sonrisa, que de eso se trata.

A ver que os parece:

Se trata de escoger fotos del peque o la peque con sus gestos favoritos, esos gestos que hacen sonreír a toda la familia, y especialmente al padre (cara de enfadado/a, cara graciosa, carita nada más levantarse, carita de emoción cuando algo le sale bien, carita de por favor Papá, carita de “qué rico está”…). En fin esos gestos chulos y naturales que seguro que le encantarán. Bueno, y si el peque o la peque ya son más mayores, se puede comentar con ellos y hacerle unas fotos in situ, haciendo sus caritas… De esta forma, serán fotos más actuales y hechas ad hoc.

Os comento algunas ideas para que quede todo la mar de chulo:

– Una idea es comprar letras de madera, o hacerlas en cartulina o goma eva o escribirlas y que por cada letra o palabra, haya un gesto o una pose del niño/a. Podrían ser 4 fotos (PAPÁ), 3 fotos (Te quiero Papá) o las que quieras para que formen una frase bonita. Esto se puede hacer ad hoc y que el niño sujete la letra o bien si son fotos ya hechas, se puede pegar la letra junto a ella. Estas fotos se pueden imprimir en una especie de póster para enmarcar o colgar o colocar en la pared con washi-tape.

 

– Otra idea es comprar una cajita cuadrada o mirar si tenemos alguna en casa (que podremos envolver con un papel bonito), y hacer un cubo con fotos en cada cara. Si es una caja, en el interior, podríamos introducir sus golosinas favoritas o una bolsita con sus frutos secos preferidos. Se podrían combinar fotos con dibujos del peque dedicados a papá. Esto se lo podría llevar al trabajo por ejemplo.

– También es buena idea presentar las fotos a modo de postales como un acordeón, haciendo distintas carusas y dejándole algún mensajito o dibujo.

– Y por último esta idea tan bonita. Hacer un álbum casero dedicado a papá, pero de lo más chulo, con fotos, dibujos, frases y unido todo por una sencilla anillas.

Y cualquiera de los detalles anteriores se puede envolver en este packaging tan bonito y original.

¿Qué os han parecido las ideas? Espero que os hayan gustado y si vais a poner alguna en práctica, enviarme fotitos.

¡Feliz semanita a todos y gracias por estar ahí!